PROCESO DE TRABAJO: Ecualizando

Ecualizando

Un ecualizador paramétrico es un procesador muy común en el estudio, tanto que las mesas de mezcla suelen incluir uno en cada canal. Su uso es muy común, pero para sacarle todo el partido es necesario educar el oído durante bastante tiempo para tener claro lo que buscamos y saber cuándo lo hemos conseguido o cuándo hemos llegado al mejor resultado posible. Cuando estamos empezando solemos cometer errores, y creo que lo mejor es ir aprendiendo poco a poco, teniendo en cuenta que la técnica y los parámetros se aprenden muy fácil y rápido, mientras que lo importante, que es escuchar lo que tenemos e imaginar lo que buscamos, nos cuesta bastante más tiempo y esfuerzo. Creo que suele necesitar años de pruebas y errores.

Aquí voy a explicar una forma de usar el ecualizador pensada para enseñar al oído a escuchar y para acercase cada vez más a la ecualización perfecta (si existe). Recordemos que se puede ecualizar en la grabación y en la mezcla, si lo tenemos bien claro lo haremos mientras grabamos, de esa forma el cambio será un poco más definitivo, mientras que si lo hacemos en la mezcla podremos irlo adaptando a lo largo de todo el proceso. Voy a suponer que lo hacemos en la mezcla, por lo tanto nos ponemos en el caso de tener unos cuantos instrumentos sonando, y entonces nos damos cuenta de que uno de ellos nos está dando problemas, o símplemente no nos gusta como suena. Vamos a hacerlo paso a paso:

1- Escuchar con atención el instrumento y determinar claramente el problema que tiene. También sería muy útil imaginar o tratar de averiguar las frecuencias que nos están molestando. Si no tenemos claro el problema será mejor seguir trabajando hasta que nos aclaremos, muchas veces el probar ecualizaciones no nos lleva a más que a perder el tiempo y a estropear un sonido.

2- En el ecualizador atenuamos la entrada unos diez dB. Ésto va a ser útil para evitar picos y distorsiones en los siguientes pasos.

3 – Elegimos una banda y ponemos sus parámetros asi: ganancia en +15 dB, factor Q en 6, y frecuencia en un extremo (en 20 Hz o en 20 KHz).

4 – Hacemos un barrido de frecuencias, moviendo lentamente la frecuencia desde donde hemos empezado hasta el otro extremo. Con éste barrido lo que estamos haciendo es escuchar un “solo” de la frecuencia central, al oirla tan alta con respecto a las demás podremos determinar la cantidad de armónicos que hay en ella. Es muy bueno ir apuntando las frecuencias que nos gustan y las que nos disgustan, o las que parecen hacer que el instrumento suene peor y las que hacen que suene mejor. Hay que tener en cuenta que con una ecualización tan extrema nada debería sonar realmente bien, pero si por ejemplo nos faltaban graves, buscaremos los graves que nos parezcan más adecuados para solucionar el problema. El objetivo en este paso es encontrar una frecuencia donde luego empezaremos a ecualizar, recomiendo dar muchas vueltas y pasarse de largo varias veces antes de dar una frecuencia por buena, si no conocemos lo que hay cerca y lo que hay un poco más allá no podremos estar seguros de que estamos en el punto más problemático (o menos). También es recomendable fijarse en el ancho de banda de los problemas, es decir, desde qué frecuencia empieza a sonar mal, y hasta dónde sigue sonando mal.

5 – Una vez encontrada una frecuencia la dejaremos fija y nos pondremos a trabajar con los otros dos parámetros. Primero los volvemos a poner normales: ganacia a 0 dB y Q en 4. También pondremos la entrada a 0 dB de nuevo.

6 – Ahora vamos a buscar la ganancia exacta necesaria para solucionar nuestro problema. No queremos quedarnos cortos ni pasarnos, por eso vamos a armarnos de paciencia y comparar muchas veces el sonido ecualizado con el original, para ello usaremos el Bypass. Si por ejemplo estamos en una frecuencia problemática empezaremos bajando la ganancia 1 ó 2 dB, haremos bypass y si el problema no se ha solucionado volveremos a bajar y a probar. Se trata de aplicar la menor ecualización para que el instrumento suene bien, asi que si lo arreglamos con 4 dB no tiene ningún sentido darle más ganancia.

7 – El factor Q lo determinaremos teniendo en cuenta el barrido de frecuencias anterior, y si hemos visto que estábamos ante un problema con muy poco ancho de banda, cerraremos la Q para no ecualizar frecuencias que no tenían problemas. En general se consigue mejor sonido abriendo el ancho de banda cuando usamos poca ganancia, y si damos mucha ganancia puede funcionar mejor una Q más estrecha. De cualquier manera lo mejor es probar y que decida el oído.

Si estamos trabajando con un instrumento que necesita más de una ecualización y vamos a hacer un segundo barrido de frecuencias, es importante desactivar otras bandas del ecualizador para no hacer los primeros pasos sobre una ecualización anterior.

Por favor deja un voto o comentario, es lo único que obtengo del blog.

Sería muy bueno poder hacer todo el proceso de ecualización sin necesidad de pulsar el botón de solo, he leído entrevistas con técnicos de sonido muy experimentados que lo hacen así. Aunque también hay que admitir que cuando estamos empezando necesitamos darle tiempo al oído para que aprenda, como entrenamiento auditivo propongo quitar el solo de vez en cuando, y hacer alguna prueba escuchando la mezcla completa, o al menos no dar una ecualización por terminada sin haber hecho un bypass del ecualizador escuchando el canal en la mezcla, sin solo.

Si te ha interesado el artículo, te recomiendo la lectura de los artículos: Definición de ecualizadorProcesando en paralelo.

Anuncios
  1. Hola, te agradezco mucho toda esta información, reconozco que es un trabajo de muchos años de esperiencia y práctica.
    Yo, llevo 14 años en esto del sonido nunca como profesional, me encanta esto del sonido, no tengo la suerte de poder practicar con gente experta como usted, creo que en la práctica es donde se aprende. Yo por desgracia estoy un poco solo en este mundillo y agradezco eternamente estos artículos que usted publica.

    Muchas gracias y un saludo-
    Jose

    • zabdiel
    • 19/02/13

    trabajo de excelencia hermano. un 100

    • iLManga
    • 8/09/13

    Excelente, necesito releerlo para terminar d entender, pero estos articulos son lo q busco.

    • juan Bravo Segura
    • 30/09/13

    Nuevamente, muchas gracias por compartir tus conocimientos, se agradece.

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: